El cine de Gore Verbinski


Sebastián Zavala

Asistente de Dirección y Crítico de Cine
Blogger Oficial



Esta semana se estrena La Cura Siniestra, la más reciente película del director de…. ¿la trilogía de Piratas del Caribe? Pues sí, resulta que el buen Gore Verbinski tiene una filmografía bastante variada, habiendo dirigido desde comedias absurdas, hasta historias de terror y, por supuesto, blockbusters millonarios protagonizados por un excéntrico Johnny Depp. Pero este año ha regresado a sus raíces, por así decirlo, entregándonos una película un poco más pequeña, pero potencialmente perturbadora e intrigante.

Es por ello que, aprovechando el estreno de La Cura Siniestra, protagonizada por un intenso DaneDeHaan (El Sorprendente Hombre Araña 2, Kill Your Darlings), le presento un breve pero interesante repaso por la ecléctica filmografía de Gore Verbinski, un director que fue consumido por la máquina Hollywoodense, pero que con suerte, estará regresando a algo mucho más personal con su nueva película. Esperemos.

Un ratoncito duro de cazar (1997)

Recuerdo haber tenido esta película en VHS cuando era pequeño, y haberla visto incontables veces en mi casa. Fue después de varios años que la vi hace poco —esta vez en un formato bastante más moderno que la vieja cinta que tenía en aquella época— y sí, es una comedia igual de absurda, surreal y hasta por momentos perturbadora, tal y como la recordaba. Nathan Lane, Lee Evans, Michael Jeter (!) y Christopher Walken están geniales, la dirección de arte es excelente, y la cinta acepta la ridiculez de su premisa para entregarnos una historia divertida y hasta por momentos nostálgica y emotiva. Nada mal para una película sobre ratones (ni para ser el primer largometraje de Verbinski).

La mexicana (2001)



Para su segunda película, Verbinski decidió contar una historia ciertamente más madura, diferente a lo que había hecho antes. La Mexicana tiene de protagonistas a Brad Pitt y Julia Roberts (una dupla de ensueño en el año 2001), y trata sobre un hombre que está transportando una pistola (supuestamente maldita) llamada La Mexicana, a través de la frontera entre Estados Unidos y México (¡toma esa, Donald Trump!), mientras su enamorada trata de que abandone su vida de criminal. El filme es un poco caótico e irregular, pero está bien actuado, y tiene mucho qué decir sobre las relaciones amorosas y sus altibajos. Al menos podemos decir que Verbinski es un director versátil.

El Aro (2002)



El Aro es su primera película de terror, y posiblemente una de las mejores entregas en su filmografía. Se trata de un remake de una película japonesa, que nos cuenta la historia de Rachel Keller (una excelente Naomi Watts), una reportera que investiga las misteriosas muertes causadas por una cinta de VHS maldita. Atmosférica, bien actuada y llena de “jump-scares” (ruidos raros o apariciones repentinas que dan miedo) la película funciona dentro del género, pero a mi parecer carece del estilo tan marcado de los filmes japoneses, y sufre un poco gracias a su calificación para mayores de 14 años. La cinta resultó ser muy popular, sin embargo, por lo que una secuela no se haría esperar.

El hombre del tiempo (2005)



¡Nicolas Cage! OK, lo siento, Cage es uno de mis actores favoritos (sí, incluso ahora que se dedica a aparecer en tonterías de bajo presupuesto, sobre actuando en la mayoría de ellas), por lo que una BUENA película protagonizada por él, siempre será una buena noticia. El hombre del tiempo es un drama efectivo, el cual nos cuenta de la historia del personaje del título, quien está separado de su esposa e hijos, y comienza a preguntarse cómo hacer para tener éxito tanto en su vida profesional, como en la personal. Sí, es una película algo pesimista y deprimente, pero tiene mucho qué decir sobre el famoso Sueño Americano, sobre lo que la gente sacrifica por tener carreras exitosas. Y hey, Cage no sobreactúa en lo absoluto, más bien otorgándonos una actuación muy sutil y humana. ¿Qué más podríamos querer?

Trilogía de Piratas del Caribe (2003 - 2007)



Sí, yo sé que hay una cuarta película, y que la quinta entrega (!) se estrena este año en cines, pero Verbinski se encargó de dirigir únicamente las tres primeras películas. De hecho, a pesar de ya haber dirigido El Aro, fue la primera Piratas del Caribe la película que probó que Verbinski era capaz de manejar producciones enormes, de grandes presupuestos y llenas de efectos visuales. Claramente, la primera cinta sigue siendo la mejor; nos presentó por primera vez al memorable Capitán Jack Sparrow de Johnny Depp, y maneja una trama sencilla, llena de efectos visuales impresionantes (de los cuales Verbinski abusó en las secuelas). La segunda película sigue siendo entretenida (aunque es demasiado larga) y la tercera es una melcocha sin pies ni cabeza (pero hey, sigue siendo mejor que la cuarta, al menos). Saturado de tanto pirata y tesoro maldito, Verbinski, al más puro estilo propio, pasaría a algo totalmente diferente para su siguiente largometraje…

Rango (2011)



Rango es la primera película animada por Industrial Light and Magic, responsables de los efectos especiales de filmes como StarWars o Jurassic Park. También se trata de la primera película animada de Verbinski… y es un deleite total. Sorprendentemente madura, y temáticamente oscura por momentos, Rango nos cuenta la historia del personaje del título (voz de Johnny Depp), un camaleón ordinario que aparece por casualidad en un pueblo en medio del desierto llamado Polvo, convirtiéndose en su nuevo sheriff. Un homenaje a los westerns de antaño, Rango es una película visualmente hermosa, llena de diálogo inteligente, personajes bien desarrollados, y elementos narrativos inusuales que la diferencian de otras películas “para niños”. Si nunca la llegaron a ver… ¡háganlo! No se arrepentirán.

El Llanero Solitario (2013)



El Llanero Solitario fue uno de los grandes fracasos de 2013, un blockbuster en el que Disney invirtió DEMASIADO dinero, protagonizado por una controvertida dupla de actores talentoso (controvertida, porque Johnny Depp no tenía por qué estar actuando de nativo americano sin serlo en la vida real). No obstante, fuera de los problemas con el casting, o de lo larga que es, no veo porqué El Llanero Solitario fue tan destruida por el público y la crítica. Se trata de un blockbuster entretenido, bien actuado y por momentos emocionante, vistoso a nivel visual y gracioso. Al igual que John Carter, es una mega producción de Disney que fue injustamente ignorada por el público. Les recomiendo que le den una segunda oportunidad (y de paso, ¡también a John Carter!)

La cura siniestra (2016)



Y por último tenemos La Cura Siniestra, un thriller de misterio que nos cuenta la historia de un ambicioso ejecutivo llamado Lockhart (Dane De Haan), quien es enviado a recoger al CEO de su compañía de un centro de mejoría en los Alpes Suizos… el cual, como deben imaginarse, esconde muchos secretos. Se trata de una película potencialmente perturbadora, diferente a lo que Verbinski estuvo haciendo los últimos diez años, y que si es dirigida con el mismo talento que su versión de El Aro (aunque, sigo insistiendo, la japonesa es mejor), tiene el potencial de ser tremendo éxito, tanto con la crítica, como con el público. ¡Veremos!

No quiero ser curado



Como pueden ver, Verbinski ha tenido una carrera ecléctica, logrando demostrar que es capaz de dirigida de todo: desde terror hasta historias de aventuras, pasando por la animación y películas más íntimas. Es por ello que vale la pena estar emocionado por La Cura Siniestra; sí, es una película de terror más, pero Verbinski ciertamente no es un director más del montón.

No se olviden que La Cura Siniestra se estrena este jueves en cines. Los dejo con el trailer oficial; ¡hasta la próxima semana!





VER MÁS PUBLICACIONES